Cuando padecemos alguna enfermedad buscamos todas las opciones a nuestro alcance para sanar y mejorar rápidamente, muchas personas prefieren los remedios naturales que la medicina tradicional. La apiterapia se ocupa del restablecimiento de la salud mediante la aplicación de veneno de abeja (apitoxina) y productos de la colmena para lograr efectos benéficos a todo el organismo.

Las personas que recurren a la apiterapia no presentan las contraindicaciones ni efectos colaterales de la medicina, pero sí obtienen una terapia que ha demostrado ser útil en más de 1000 enfermedades, por lo que es una alternativa que nos da salud, belleza y bienestar de forma natural. Como un plus, la apiterapia nos protege contra enfermedades futuras.

Gracias a diversos estudios acerca de sus efectos, la apiterapia es una ciencia que brinda excelentes resultados, además debido a los avances en investigaciones, existen nuevas técnicas que permiten no utilizar a las abejas directamente, reduciendo el dolor y molestias del tratamiento pero con resultados confiables.

A diferencia de terapias alternativas como la homeopatía, reflexología o la aromaterapia, la apiterapia puede utilizarse para tratar enfermedades como:

  • Artritis reumatoide
  • Lupus
  • Esclerodermia
  • Miositis
  • Esclerosis multiple
  • Trombosis
  • Várices e insuficiencia venosa
  • Derrames cerebrales
  • Hemiplegia
  • Infartos cerebrales y sus secuelas
  • Ansiedad
  • Estrés
  • Depresión
  • Migraña
  • Alzheimer
  • Parkinson
  • Gastritis
  • Síndrome de colón irritable
  • Cáncer de colón
  • Parasitosis
  • Artrosis
  • Artritis
  • Lumbalgias
  • Hernias discales
  • Alergias
  • Psoriasis
  • Glaucoma
  • Cataratas
  • Miopía
  • Conjuntivitis
  • Verrugas

Las propiedades medicinales de la apitoxina son:

  • Incrementa las defensas y fortalece el sistema inmunológico
  • Mejora la secreción hormonal
  • Ayuda a eliminar el exceso de líquido y ácido úrico
  • Incrementa la resistencia a enfermedades infecciosas y alergias
  • Mejora el rendimiento físico y mental
  • Es antioxidante
  • Promueve la producción de endorfina, la “hormona de la felicidad”
  • Mantiene la buena salud

Leave a Reply

Your email address will not be published.