0

Aprendiendo a recuperar la plasticidad cerebral

March 31st, 2015 / / categories: Salud /

Escrito por: Mariel Hernández Maldonado

Durante mucho tiempo se pensó que el cerebro tenía un tiempo para desarrollarse completamente y que después de ese tiempo, ya no tenía la opción de seguir creando nuevas conexiones, así también se pensaba que si se estropeaban dichas sinapsis, era imposible tanto volver a desarrollarlas como crear algunas nuevas. El cerebro es un músculo que se ejercita como todos los demás; si bien es cierto que diariamente lo utilizamos, no siempre lo ejercitamos para que se mantenga en buena forma, él puede seguir con las funciones básicas, pero hay mucho más allá.

Un cerebro ejercitado es un cerebro ágil y despierto que rehuye de las enfermedades y ayuda a la persona a tener un desarrollo cognitivo inmejorable. Actividades como beber en exceso y estar mucho tiempo frente al televisor frenan su desarrollo haciéndonos más propensos a enfermedades degenerativas y olvidos permanentes.

mente explosiva

Existen actividades que todos podemos llevar a cabo no solamente para el desarrollo neuronal, sino para un mejor estilo de vida.

  • Aprende nuevas cosas. Aprender algo nuevo ayuda a que se activen áreas específicas de nuestro cerebro, pero hay habilidades como aprender un nuevo instrumento o un idioma que nos ayudan a activar el núcleo basal, la parte del cerebro responsable de hacer nuevas conexiones neuronales. También es recomendable intentar aprender nuevos pasos de baile pues no solamente retamos a nuestro cerebro enseñándole nuevas habilidades, sino que el ejercicio físico ayuda a que el cerebro se oxigene mejor.
  • Ejercicios mentales. Ajedrez, backgammon, juegos de memoria, sudoku y crucigramas son las actividades ideales para que nuestro cerebro se mantenga activo. El pensar en resolver series numéricas o pensar en diferentes palabras para completar un ejercicio es la manera ideal para mantenernos despiertos y al día.
  • Escucha el sonido de tu voz. Así como escuchar música, escuchar diferentes tipos de voz (especialmente la nuestra) ayuda a activar partes de nuestro cerebro que con las actividades normales permanecen pasivas. En estudios neurológicos se puede apreciar cómo el hecho de escuchar jazz o música clásica le ayuda al cerebro a hacer conexiones; mientras van cambiando los ritmos y las notas, el cerebro se comunica rápidamente para poder apreciarlas todas, cosa que no sucede con géneros más populares como pop, pues es demasiado genérico y repetitivo.
  • Descansa. Puede parecer que no importa el descansar si podemos tomarnos una bebida energética para estar al 100 por ciento al día siguiente pero esto no siempre es cierto. Tener energía para realizar las actividades no significa que nuestro trabajo esté dando su 100; comprender lo que hacemos va de la mano con hacerlo bien y muchas veces después de desvelarnos o en una resaca intensa no logramos que funcione como debería ser. Durante un buen descanso el cerebro genera nuevas conexiones y desecha los tóxicos que se encuentran en el cuerpo.

pareja durmiendo

Existen otros factores externos que debilitan el funcionamiento cerebral y por poco que se conozca, el azúcar refinada es una especie de veneno para el cerebro; lo ralentiza y provoca que las conexiones se pierdan; beber tés y agua ayuda a que el cerebro se mantenga bien hidratado y algunas hierbas como el té negro, el té verde y la hierba mate ayudan a que se active.

Leave a Reply

Your email address will not be published.